18 de Sep de 2019
Demandarán al estadio Azul
09 de Septiembre de 2019
COMPARTIR

El Estadio Azul le dio la espalda a sus leyendas.

Carlos Carrillo, el organizador del juego entre figuras del Atlante y Cruz Azul del sábado pasado, demandará a los encargados del inmueble por disfrazar las ganancias de las taquillas, situación que orilló al empresario a no pagarle el 100 por ciento del monto estipulado a los futbolistas que participaron en el compromiso.

En entrevista, Carrillo informó que la organización del estadio, a cargo de Roberto Juárez, y la boletería Fronticket le quisieron dar poco dinero por la venta de entradas, argumentando que se expidieron 4 mil tickets, cuando la asistencia fue de más de 10 mil.

"Tengo que irme a los términos legales con ellos, armarles una auditoría para demostrar que metieron a más de 11 mil personas en el evento, no lo que ellos me están reportando. Son malos manejos, me hicieron cuentas chinas.

"Gente del equipo me dijo: 'por la experiencia que tengo, hay más de 10 mil personas aquí'. Los jugadores me apoyaron", declaró.

Carrillo detalló que el Estadio cobra 550 mil pesos por renta y operación, además de un cargo por seguridad privada, que en esta ocasión fue de 250 mil pesos.

Al no tener aún ingresos por las entradas, el organizador tiene pendiente el pago del 50 por ciento del contrato colectivo realizado, pero informó que finiquitó todos los viáticos de los jugadores, por lo que si hubo adeudos, fue porque estos consumieron más de lo acordado.

 

(Con información de REFORMA)

 



LO MÁS RECIENTE

VIDEOS